¿Cómo reaccionar si un menor revela abuso sexual?

Cualquier reacción puede influir sobre el niño y sobre su decisión de contar los hechos a un adulto. Es importante cuidar tanto lo que decimos como lo que no decimos. Por ello es necesario saber cómo comportarnos en una situación similar. Conocer la percepción que puede tener una víctima de este delito o los indicadores de abuso sexual en los niños y adolescentes podrá ayudarnos también a comprender la situación.

Lo primero que debemos evitar son las preguntas excesivas al niño. La víctima deberá hablar sobre la agresión sexual a su propio tiempo y cuando se sienta preparado a ello, no se le debe presionar, exigiendo más detalles. No es recomendable exagerar o entrar en pánico porque el niño puede alarmarse y dejar de hablar. Esta reacción podría provocarle un bloqueo en muchos aspectos. Al igual que si se subestima o minimiza lo que cuenta. Y, sobre todo, no se debe criticar o culpar al menor con preguntas como “¿por qué estabas en ese lugar a esa hora…?”. La víctima podría sentir que es su culpa haber sufrido esa agresión. Se debe creer lo que nos cuenta sin cuestionarlo, con escucha activa. Que el niño sienta que puede acudir a nosotros en cualquier momento o por cualquier cosa.

Se debe apoyar al menor en la decisión de informar, respetando su privacidad o el miedo a contar lo sucedido. Es importante que el niño entienda que nada de lo que ha pasado es su culpa, sino del delincuente. Dile que se siente orgulloso/a de lo valiente que ha sido contándolo.

Informe a las autoridades pertinentes y –en el caso de que fuera necesario– a los familiares. Busque atención médica adecuada para el niño y acuda a las organizaciones de protección del menor correspondientes. Es prioritaria la salud del menor en todos los sentidos, por lo que es fundamentar su asesoramiento o terapia (incluso para la familia completa). Existen muchos psicólogos especializados en este tipo de situaciones a los que podrás consultar. También deberá buscar asesoramiento judicial a la hora de plantearse la denuncia y las acciones legales a seguir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *